Juegos eróticos para una noche

Juegos eróticos para una noche

Si notas que tu relación de pareja ha caído en la monotonía,  que la rutina ha avanzado a pasos agigantados es el mejor momento para introducir los juegos eróticos en la vida sexual. No hablamos de nada que se salga de lo normal, simplemente son pequeños detalles que harán que ambos salgáis ganando, y que la mecha de la pasión vuelva a encenderse. Vamos a comenzar con pequeños juegos para luego ir pasando a algunos más subiditos de tonos.

Disfrazarse

Vamos a comenzar con uno que es un clásico. Se trata de disfrazarse. Habla con tu pareja sobre los personajes o las profesiones que más le ponen. Así, ambos podéis disfrazaros de algo que le guste al otro y asumir el papel. Los más manidos son los enfermeros, bomberos, policías…pero si tienes imaginación puedes abrir el abanico. Un caso muy llamativo que me contaron fue del una chica cuya pasión era Enrique Bunbury, el cantante de Héroes del Silencio, y obligaba a su chico a disfrazarse de él. Melena, uñas pintadas y ropa un poco de aquella época. Y según me cuenta fue mano de santo. Eso sí, ayuda que sepa cantar.

Intercambio de personajes

En más de una ocasión yo he tenido este juego erótico. Es decir, mi chica hace de mí y yo de ella. Eso implica muchas cosas como puedes entender. Por eso tienes que estar dispuesto a todo y abierto a lo que puede pasar. Yo os lo recomiendo porque además de placentero, os vais a reír un montón.

Bondage

Este tipo de sexo se ha puesto muy de moda con lo de las 50 Sombras de Grey. Ahora bien para hacer esto hay que hablarlo anteriormente con tu pareja, porque la línea entre respeto y ser grosero o estar incómodo es muy delgada. Una idea que puede resultarte muy erótico que tu pareja te ate o que te tape los ojos, pero también hay muchas otras personas a las que les agobia este tipo de sexo, por eso cuidado. Aquí entra lo clásico de atar a la cama, amarrar manos o incluso hacerse pasar por otra persona.

Alimentos

Vamos a subir un poco la temperatura del horno, y nunca mejor dicho. Otra práctica que podéis hacer es la de introducir alimentos en vuestra práctica sexual. Por ejemplo, chocolate líquido o nata son de lo más fáciles de untar. Recuerdo también otro caso de una chica que introdujo fresas en sus hábitos sexuales. Eso sí, cuidado en la vulva o el pene, ahí siempre utiliza productos especiales porque puede crear infecciones. Si probáis con este tipo de sexo, la frase de “comerte entera” se va a cumplir a la perfección. Buen provecho.

Sexting

Ahora está muy de moda eso de mandar fotos por los móviles, es el denominado sexting, que está muy de moda entre los jóvenes. Pero tienes que estar muy segura de que tienes confianza con esa persona. Y es que ahora es habitual que las fotos acaben en los móviles de media España. Se han visto muchos casos que luego han provocado muchos trastornos. Yo solo lo recomiendo para parejas muy afianzadas en el tiempo. Por ejemplo, tu chica está en la oficina, y la dices que te mande una foto desde  el servicio porque tú estás solo en casa. Eso sí, hay que rematar cuando se llegue a casa, que no quede todo en un cibercalentón.

Seguro que si sigues estos consejos muy pronto vas a estar entrando en la web de Andandito, ¿por qué? Pues porque la pasión va a regresar a vuestra vida, y vais a querer tener un hijo o ampliar la familia.

Esperamos que con estos juegos eróticos tu relación pueda salir a flote. Eso sí, ten mucho cuidado con algunos aspectos.  Aunque lo mejor siempre sigue siendo el querer a la otra persona y seguro que la pasión sigue presente. Un último consejo, ya seas lector o lectora, intenta tratar a tu pareja como si fuera el primer día, que ella o él se sienta querido, amado, deseado, ya que en muchas ocasiones el problema está en la cabeza, y solo se necesita un empujón de autoestima.